Municipios

Con la fuerza pública buscan inhibir movilidad para evitar más contagios en Tulancingo

TULANCINGO DE BRAVO, 23 ENE/NEWS HIDALGO/.- Con un importante estado de fuerza,  tanto de  elementos de Seguridad Pública Estatal y Municipal, así como la participación de inspectores de Reglamentos, Mercados y  personal de la COPRISEH, fue realizado un extenso operativo  en la Central de Abastos PIFSAL.

El   dispositivo  se suma a las acciones para inhibir la movilidad y evitar nuevos contagios por el virus SARS-CoV-2.

Aunado a que se ha reportado que negocios, no  esenciales (dentro del perímetro comercial), siguen operando a manera discrecional, sin embargo; el decreto estatal es claro en que deben suspender actividades de manera indefinida.

En el caso de los expendedores de alimentos, se reiteró que no pueden tener  consumo interno y que la  autorización por decreto es, solo para llevar.

El operativo contó con la presencia del comisionado para la Protección contra Riesgos Sanitarios en Hidalgo, Sergio Vásquez Salazar y por parte del municipio, el Secretario General Municipal  José Antonio Lira Hernández  y el Jefe de Gabinete Eusebio Hernández Apan, privilegiando en todo momento  el dialogo y el llamado a reforzar la unidad.

En la Central de Abastos,  se recorrieron pasillos para  verificar la delimitación de espacio entre local y local a fin de atender la sana distancia.

Asimismo, se puso énfasis en que locatarios cumplan con las medidas sanitarias,  ya que con ello,  también, estarán protegiendo su salud y de quienes asisten a realizar el abasto de insumos alimentarios.

Cabe mencionar que el gobierno local y la COPRISEH han trabajado estrechamente en diversas acciones  y estrategias para  desacelerar la intensidad de contagios, siendo esta una premisa ante el ascenso en la hospitalización, nuevos contagios y  decesos.

Se comprometió que el dispositivo de este viernes tendrá eco en más  supervisiones que habrán de desarrollarse de manera periódica durante la próxima semana.

Por otra parte, los locatarios de PIFSAL reconocieron que ante el momento de máximo riesgo epidemiológico que se enfrenta, ninguna medida es menor y por ello se comprometieron seguir al pie de la letra las recomendaciones,  ya que al efectuarlo podrán  seguir en activo y cumpliendo su función como giro esencial.

Así también, resaltaron que el operativo era necesario e incluso esperado como parte de los esquemas de regularización.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba