Salud

La prioridad es la salud humana: epidemiólogo UAEH

PACHUCA DE SOTO, 27 ENE/NEWS HIDALGO/. – “Lo que las personas no quieren entender es que la prioridad es la salud humana, ese debe ser nuestro eje rector y después no dejar colapsar la economía”, declaró Juan Francisco Martínez Campos, epidemiólogo y subjefe del Área Académica de Medicina del Instituto de Ciencias de la Salud (ICSA) perteneciente a la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH), con respecto al alza de contagios que vive el país.

De acuerdo con el académico de la casa de estudios, es necesario garantizar el acceso a la vacuna a todos los profesionales de la salud que se encuentran en la primera línea de atención a pacientes con COVID-19, tanto en hospitales públicos como privados. Por lo cual, la posibilidad de que los cargamentos de Pfizer sufran un retraso para la aplicación de la segunda dosis provocaría un problema en la protección de las y los médicos vacunados hasta el momento.

A su vez, aclaró que existe personal administrativo del sector salud que debe ser vacunado debido a las funciones que realiza y se encuentran ligadas a la emergencia sanitaria, como los que laboran en la intendencia, quienes también se ven en riesgo al manejar los deshechos y la limpieza de los hospitales.

El doctor Juan Francisco Martínez puntualizó la importancia de tener una nueva valoración en el plan de vacunación nacional en el cual se consideren otros factores más allá de la edad, debido a que existe población que tiene una o más enfermedades crónico-degenerativas que los exponen a más o mismo riesgo que las personas mayores.

“Hay riesgos por las condiciones de trabajo, lo cual debería ser considerado como es el personal encargado de recolectar la basura de la población o los servicios de seguridad pública, esto debería ser considerado durante la vacunación”, sostuvo.

Por otro lado, el experto consideró que la población ha trivializado el semáforo epidemiológico por los matices económicos y políticos que se le ha dado. En este contexto, Martínez Campos resaltó que Hidalgo tiene una positividad mayor al 60 por ciento, una ocupación hospitalaria arriba del 80 por ciento, una letalidad que oscila entre el 13 y 15 por ciento, lo cual indica que la entidad pasa por el peor momento de la pandemia.

Refirió que lo anterior es derivado de tres momentos claves en los últimos meses: las votaciones, el buen fin y las fiestas decembrinas; este último disparó los casos durante las primeras semanas del mes de enero y de acuerdo con las proyecciones del académico, su alcance se verá reflejado hasta la primera y segunda semana de febrero, si se logran controlar los contagios.

Por ello, el científico hizo un llamado a la población a seguir las medidas sanitarias de confinamiento, lavado de manos, uso de cubrebocas y distanciamiento social para romper con la cadena de transmisión.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba