Ciencia y Tecnología

Plantean en IPN generar energía a partir del sargazo

CIUDAD DE MÉXICO, 29 Ene .- Un grupo de investigación desarrolla un trabajo para generar energía eléctrica a partir del sargazo, la cual serviría en la electrificación de complejos turísticos y zonas urbanas del litoral de Quintana Roo.

La innovación de la investigadora del Instituto Politécnico Nacional (IPN), Norma Patricia Muñoz Sevilla, pretende darle un nuevo uso esta macroalga, para aprovechar su alto potencial en la generación de gas metano, mediante un proceso de biodigestión.

En un comunicado del IPN, la científica explicó que, el procedimiento sería el uso de biodigestores o tanques herméticos que permitan la carga de residuos orgánicos.

Apuntó que en estos contenedores se descompone la materia orgánica de manera anaeróbica (sin aire), para obtener, recolectar y almacenar el biogás antes de ser usado como energético.

“En el caso del sargazo no necesita la ayuda de ningún consorcio bacteriano para digerirlo, tan sólo es necesario aplicar calor”, aseguró.

La especialista en océanos dijo que una solución inmediata y temporal, al pronóstico de la inminente presencia de la macroalga en las costas del Caribe Mexicano para los próximos meses, es quemar el recurso por medio de incineradores comerciales.

Muñoz Sevilla consideró que las medidas preventivas para esta plaga deben ser tomadas pronto, porque la presencia de sargazo genera un daño irreversible al arrecife Mesoamericano, segundo más grande del mundo, pues impide la penetración de luz solar.

Otra afectación importante, mencionó, se encuentra en los pastos marinos, cuyos ecosistemas incrementan el sustrato disponible para la fijación de diferentes tipos de organismos.

Así como, el desarrollo de una elevada concentración de oxígeno disuelto, producto de la fotosíntesis.

La experta señaló que si el sargazo permanece en las playas, se descompone, esto genera lixiviados y ácido sulfhídrico, lo que podría ocasionar problemas respiratorios, situación que se puede convertir en un asunto de salud pública.

Asimismo, descartó que el sargazo deba ser enterrado en la arena como una solución rápida, porque debido a su enorme cantidad, queda al descubierto por la marea alta.

Además, rechazó la idea de depositar la macroalga en los manglares, como se ha hecho en varios municipios de la zona, pues esta medida representa un daño a otros ecosistemas.

NTX/ICB/LCH/CYMA

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba