Comunicados

SEGOB hacia certificación en igualdad laboral

PACHUCA DE SOTO, 24 Ene /News Hidalgo/.- A fin de lograr una nueva cultura laboral enfocada en el respeto pleno a los derechos humanos, la Secretaría de Gobierno (SEGOB) a través del Instituto Hidalguense de las Mujeres (IHM) y el Consejo Estatal de Población (COESPO), continúa con los trabajos rumbo a la certificación en la Norma Mexicana NMX-R-025-SCFI-2015 en Igualdad Laboral y No Discriminación, como parte de la política transversal del gobernador Omar Fayad en materia de igualdad entre mujeres y hombres y erradicación de la violencia contra las mujeres.

Con ese objetivo se reunieron titulares y representantes de las dependencias involucradas: Coordinación General Jurídica; Centro de Justicia para Mujeres de Hidalgo, Ciudad de las Mujeres; Instituto Hidalguense para el Desarrollo Municipal; Instituto de la Defensoría Pública; y Unidad Institucional para la Igualdad entre Mujeres y Hombres de la SEGOB.

María Concepción Hernández Aragón, directora general del IHM, al encabezar la reunión enfatizó sobre el reto y compromiso que implica la certificación, sobre todo por los tiempos establecidos, ya que los trabajos que iniciaron en septiembre de 2018, deberán concluir en el mes de marzo de este año, de acuerdo con las instrucciones del secretario de Gobierno, Simón Vargas Aguilar.

La norma de Igualdad Laboral creada por la Secretaría del Trabajo y Previsión Social federal, el Instituto Nacional de las Mujeres y el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación, se basa en cuatro ejes.

Incorporar la perspectiva de género y no discriminación en los procesos de reclutamiento, selección, movilidad y capacitación; garantizar la igualdad salarial; implementar acciones para prevenir y atender la violencia laboral; y realizar acciones de corresponsabilidad entre la vida laboral, familiar y personal de sus trabajadoras y trabajadores, con igualdad de trato y de oportunidades.

Para alcanzar los cuatro niveles de la certificación (básico, bronce, plata y oro), incluye otras medidas y acciones afirmativas en los centros de trabajo, como integración de la plantilla de personal con al menos el 40 por ciento de un mismo sexo; existencia de 40 por ciento de mujeres en los puestos directivos; contar con personal con discapacidad en una proporción del 5 por ciento cuando menos, de la totalidad de las y los trabajadores; contar con una figura mediadora ombudsman; y llevar a cabo actividades o eventos enfocados exclusivamente a fomentar la igualdad y no discriminación dirigidos al personal y sus familias.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba